¿La vida con un toque picante?

 

Somos muchos los que asociamos el picante como un atributo negativo. Pero estamos equivocados. Los condimentos picantes tienen una substancia química, la capsaicina, que es la que nos provoca la sensación de ardor y picor en la boca.

Son varios estudios que afirman que la capsaicina ayuda al organismo a reducir posibles células cancerígenas y a disminuir la presión arterial, estimula la sudoración, mejora la digestión y tiene propiedades antiinflamatorias, haciendo que sea un perfecto aliado contra los resfriados y las gripes.

Por si fuera poco, ¡nos ayuda a perder peso! Ya que estimula el metabolismo aumentando el calor corporal y acelerando la velocidad con la que el organismo quema calorías.

¡Eh! Como siempre con moderación. El picante puede ser muy beneficioso para nuestra salud, pero no debemos abusar.

Nosotros hemos decidido incluir un poco más de picante dentro de nuestra dieta. ¿Qué os parecen unos Rigatoni a la Puttanesca?

Próximamente … 😉  

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.